Manifiesto emocional

Captura de pantalla completa 20052013 92351

Eres una de las mejores razones para  luchar por un mundo mucho más emocional

Eres una de las razones para que mi vida  sea siempre un activo latente  y poderoso de voluntad, acción y determinación por la felicidad

Eres la viva expresión de las emociones que estás desarrollando: vida par tus ojos, fuerza para tus labios, energía para tus decisiones

Este mundo en el que vivimos, va a ser POTENCIAL de luz para ti, para tu generación….

Porque otro mundo es posible….

Y te lo voy a demostrar:

Derrocaremos a los que acumulan el poder de sentirse ajenos a lo que pasa alrededor

Transformaremos a los que adquieren riquezas a costa de hacer más pobre a sus hermanos

Daremos luz a los que ostentan el poder para que gobiernen para Todos por igual…con justicia social

Amplificaremos la voz de los que alzan sus manos pidiendo compartir, liderar emociones, contagiar pequeños destellos de felicidad…

Ha llegado el momento de dejar de llorar, de estar enfadados con el mundo, de propagar la cultura de la queja

HA LLEGADO EL MOMENTO DE CREER EN NOSOTROS MISMOS, EN NUESTRO PODER, EN LA DETERMINACIÓN DE ALZAR EL VUELO, SOLOS, ACOMPAÑADOS, SIN MIEDOO….

CON LA FUERZA QUE NOS DA EL SABER….que  somos CAPACES DE TRANFORMAR EN VIDA Y ALEGRÍA, las ausencias, la capacidad infinita de ser felices con todo lo que ya tenemos….

Vida y Dignidad

Copyright, 2013, J.L. Fuentes. Todos los derechos reservados

Anuncios

Nuestra sociedad y las estrellas de mar: declaración de principios.

Sabéis que no suelo hablar de política, en muy raras ocasiones me pronuncio. El motivo no es cobardía, todo lo contrario. Quiero respetar al máximo número de personas, ideologías, movimientos y desde mi apertura mental caben todas las acciones encaminadas a liderar los valores principales del ser humano. Yo acompaño a personas a mejorar su rendimiento, no a ideologías.

Trabajo como coach, una profesión tan digna como otra cualquiera y tan llena de miserias como las demás. También hay crisis en nuestro sector, no os dejéis engañar por aquellos que se  propagan como Los grandes líderes de un movimiento falso. El verdadero movimiento es la ACCIÓN, LA TOMA DE  CONCIENCIA Y la revolución está dentro de mostros mismos. Y entiendo que la gente está harta, quemada e indignada, Claro que lo entiendo. Aunque combata todos los días la cultura de la queja, aunque me llene de poderosas razones para contribuir a mejorar nuestro sistemas desde las pequeñas acciones y decisiones, aunque trabaje con Organizaciones en pos de la búsqueda de lideres y empresas emocionalmente inteligente, Claro que entiendo que la gente esté harta;porque hay que diferenciar entre , por favor, perdóneme esta burda expresión “putada” (faena, trastada, jugada, jugarreta, perrería) (”creo, que en inglés se dice “shitty‘ y “tragedia”.  Y no es lo mismo.

No tener trabajo puede ser una trastada, jugarreta o putada, pero cuando la pérdida de empleo te lleva a no poder dar de comer a tu familia se convierte en Tragedia.

No pagar una factura es una jugarreta porque te meten en un listado de morosos, pero cuando eso te lleva a no poder renovar un crédito que tienes para tu empresa, se convierte en tragedia.

No poder renovar los muebles de tu casa puede ser una faena después de 20 años con el mismo sofá, pero cuando el banco te exige el pago de la deuda y tú no tienes posibilidades y ni tan siquiera te permiten la dación en pago, es una tragedia.

Verte en la calle con tu familia es una tragedia.

Tener que ir a comedores públicos después de toda una vida con las necesidades cubiertas, es una jugarreta, pero cuando te vas a dormir bajo el soportal de una casa, es una tragedia.

Vivo en un barrio, de los muchos de España, se llama el Barrio de la Paz, justo al lado, del famoso Barrio de la Esperanza (Macarena). En el medievo se diferenciaban las clases sociales en ricos y miserables) porque vivían en la miseria.

¿Este es el mundo que queremos? 300.000 familias en la calle sin techo, arropadas, algunos, por sus familias, y otros, tirados en las esquinas…Ya no se diferencia entre ejecutivos, profesionales liberales y gente de la construcción. Esta tragedia ha llegado a todas partes. En mi barrio, hay una familia viviendo bajo un soportal, con la dignidad suficiente para no agachar la cara, porque como dijo Frankl, al ser humano nunca le pueden quitar la dignidad.

Este sistema ha fallado. No es el momento de buscar culpables, sino de responsabilizar al propio sistema que ha generado un reducto de 300.000 familias sin techo, la tasa de pobreza más alta de los últimos 30 años. El mismo país de las Olimpiadas, el mismo país de la Expo 92, el país con más universitarios de Europa, con un talento inigualable, con jóvenes y adultos preparados, con fuerza, ganas, ilusión, pasión por transformar. Ha llegado la hora de resurgir de nuestras cenizas, el poder de la resiliencia, en los peores momentos, sale lo mejor del ser humano. Somos pueblos solidarios, con el índice de donación de órganos más alto del mundo…ya lo hemos hecho en otras ocasiones. Pero cada vez que  un juez dicta un desahucio y  ponen la maquinaria en funcionamiento, es un fracaso del sistema. Las fuerzas publicas, los funcionarios deberían estar para proteger (y entiendo que ellos lo que hacen es seguir ordenes), pero se me hace muy difícil cuando veo sacar a un anciano de su casa, creer en los valores de mi país.

Hoy se ha suicidado un buen hombre de 54 años, desesparado, con la tragedia en las venas viendo que perdía su casa. Se volcará la prensa durante el día, se debatirá en la TV, y mañana se olvidará. Pues no. No estamos en la edad Media, no existe ni el derecho de pernada ni el derecho sobre la propiedad. Sobre todo cuando ha sido el propio sistema el que ha generado que se den hipotecas de alto riesgo, se haya especulado durante diez años con las tasaciones, se hayan permitidos firmas ante notario que pondrían los vellos de punta, y ahora, inyectamos al sistema bancario para que siga teniendo una bolsa de mas de 100.000 pisos en propiedad.

Recuerdo la historia de un hombre que estaba en la orilla de una playa salvando estrellas de mar que se habían quedado atrapadas en la arena. Había tantas que era imposible salvarlas a todas. Alguien se le acercó y le dijo: no vas a poder salvar a todas, cuando amanezca, morirán…

Y el hombre dijo: Yo acabo de salvar a esta…y la arrojó mar adentro.

Es el momento de que todos arrojemos estrellas de mar hacia adentro: generando valores de solidaridad, de compartír, de construir un nuevo modelo, inteligente, de sociedad basada en el ser y no en el tener.

Va por cada familia, en la que hay una trastada…Y por las miles en las que hay una tragedia.

Víctor Frankl nos dejó la enseñanza de que la dignidad no tiene precio y que siempre existe el camino de la esperanza. Yo hoy, he arrojado ya mi estrella de mar hacia el océano.

(En memoria  de   J.M.D.A,, de 53 años de edad que ha sido hallado ahorcado hoy en un patio interior de un inmueble de Granada una hora antes de que fuera desahuciado de su vivienda,)

Y por todos los que creen en la historia de la estrella de mar. Entre todos, podremos.

El lago de los sueños

Anoche me levanté a primera hora de la madrugada oliendo a madreselva en el jardín del patio trasero. Tomé un vaso de agua mientras abría la puerta de madera. Marché a coger la barca, en silencio, como suelo hacer los veranos  insomnes. Deslicé el bote desde el embarcadero. Me adentré en el lago, acompañado por  el sonido de grillos y la luz de una luna que se comía el corazón  del bosque.  Todo mi cuerpo se estremeció de emoción. Estaba solo, en la inmensidad del lago, lejos de todo el ruido que  me intoxicaba mi vida: Ahora, nadie me protegía; ni proclamas, ni dádivas, ni palmas que te alejen del camino que quería emprender.

El viento del norte comenzó a mover las aguas, la barca, mientras los arboles en la orilla danzaban una mágica pavana que acompasaba  el ritual  que iba a comenzar.

Pensé en cada momento que la vida me había hecho grande, fuerte, en cada persona a la  que tenía que agradecer su aliento, sus manos, en los besos robados, los  abrazos compartidos, las confesiones inconfesables, las risas desinteresadas….Me acordé de los bizcochos de mi tía abuela, de las macetas de jazmín que proclamaban que la vida era primavera, de las dunas de poniente, donde vi por primera vez la muerte en el cuerpo de un delfín…. Lloré. Lloré, agradeciéndole a la vida cada minuto, cada segundo incesante que me había permitido existir, sin prisas, siendo  un niño con cuerpo de hombre y un hombre con corazón de niño…De cada lágrima que caía sobre las frías aguas del lago, brotó un sueño, de todos los colores, con olor a caramelos, a regaliz de vida….Eran las emociones, que se agolpaban para reciclarse.  Y me fundí con cada lágrima ,reciclándome una vez más, sin miedo a seguir viviendo …Sintiendo la fuerza de mi interior.

Vamos a llenar el mundo de colores…

Con mi pincel de palabras trazo colores sobre las páginas:

Azul para  los corazones que huelen a mar, para los que amanecen en la bahía de  sus pensamientos,  con el salitre entre las manos y  estrellas de mar.

Verde para los que camina por los prados, los que se tumban en la yerba mojada y huelen el campo de sus sentimientos dejando que las mariposas revoloteen por la  memoria de sus sueños.

Amarillo para los que aman el sol, para los que miran de frente, calentando su  cara, sus manos con el sudor de su esfuerzo, con la belleza inusual que es un cuerpo formado por el espejo de la auotoaceptación.

Naranja   para los que  creen en la intuición, para aquellos que siguen los dictámenes de su corazón, los que transitan la vida con olor a  mandarinas en el  verbo y la palabra.

Violeta y azul para los que vuelan, para los que alzan sus alas divisando el futuro emocional  proyectándolo desde su aquí y ahora…Son los ángeles de la planificación.

Y rojo,  rojo para los que aman, para los que viven la vida con PASION  , los que disfrutan de las pequeñas cosas intensamente…los aventureros de la palabra, los buscadores del oro interior, los que aman y besan la Tierra donde pisan, el agua donde beben y la Vida que van a vivir.

Bendito colores que nos regala la Madre Tierra….Mi vida es del color de mis sueños, un arcoíris  de palabras…que te regalo sin esperar recompensa.

Copyright, 2012, José Luis Fuentes

El buen padre y el buen hijo

El otro día, en verdad hace más de dos semanas, alguien me dijo en un curso: ¿Tú eres padre? Y le respondí: “NO”….  Le contesté: No todo el mundo es padre pero si todo el mundo es hijo. Vivimos en una sociedad que muchas veces nos incita a la pedagogía de la experiencia: lo que no hemos vivido en nosotros mismos, no podemos aproximarnos a su verdad. Yo defiendo la teoría de la experiencia emocional,  todo lo que podamos sentir es vivido. Llevamos muchos años usando la visualización con deportistas de alto rendimiento, la neurociencia está de nuestra parte hablándonos del contagio emocional, sin embargo, no podemos contagiar la empatía y la compasión, porque son actos supremos que surgen del paradigma del amor: desde dentro de nosotros mismo. Hay una frase que me encanta de Richard Bach, en su libro Ilusiones: “Uno enseña de lo que más necesita aprender”.

Si me dedico al entrenamiento emocional y competencial es porque sigo en el camino apostando por mi propia mejor, por el encuentro con mi consciencia plena y buscando los entresijos de la felicidad. Hace años que renuncié al victimismo, al pesimismo existencial. Hace años que veo en la mirada de los otros el espejo inexorable del alma que siente sus propios anhelos. Y sigo apostando por ser el centro del universo: Todo existe porque existismo nosotros: Sin ti no hay nada, no eres nada y no tenemos certeza de que exista una realidad que no pase por nuestra razón ya emoción.

No, no soy padre y nunca lo seré. Y muchos padres me dirán que me pierdo mirar a los ojos con la compasión de tener tu propia vida, que me pierdo el sentir en mis manos un trozo de mi propio universo, que no podré contar mis experiencias para que se conviertan en legado. Pero mi legado está en manos de los hombres y mujeres que componen mi propio universo, de la gente a la que quiero y de aquellos a los que amo. Sin estridencias, sin gritos y publicidad, no la necesito. Porque siento, sé que estoy vivo, porque siento y sueño soy dueño de mis propias emociones.  Por eso enmarco mi vida en la experiencia de dejar un legado emocional para la gente con la que habito, en mis cuentos, conferencias, talleres, escritos y libros está mi semilla. Mis hijos son mis relatos, mis manos acarician cada palabra y verso que creo:

Yo soy padre y madre de mis propias emociones.

Ante la pregunta, de nuevo:” Jose Luis, eres padre”…Yo respondo…

Lo importante no es ser padre, sino buen padre…

Yo soy buen hijo, es lo único que puedo decir.

Amemos sin apellidos ni condiciones.

Declaro mi amor

Escuchar con:

Summer 78, Yann Tierssen

ht//www.goear.com/listen/00643ee/summer-78-yann-tiersen


Declaro mi amor a las mañanas de invierno, al café suave que emana del vapor del cielo

Declaro mi amor a los ojos del hombre, a la mirada limpia que me ratifica en mi compromiso con las emociones

Declaro mi amor a los mares del sur, a las montañas del norte  y toda la madre tierra: cada acto supremo de amor en la tierra exponencia la siembra de un planeta emocional.

Declaro mi amor a la inocencia perdida, para que se encuentre  y se convierta en punto crítico y se deje llevar por nuestros razonamientos internos: somos lo que pensamos, somos lo que soñamos.

Declaro mi amor a las manos con barro y sal; al tiento invisible que amalgama caricias

Declaro mi amor a las tardes de otoño, a los paseos infinitos por las catedrales urbanas, al tueste de castañas y al niño que goza en el cristal de una pastelería

Declaro mi amor a las causas perdidas, porque las he encontrado y hallado en tantas razones incuestionables que el propio hombre ha escondido en el sombrero de la ignorancia

Declaro mi amor a los amigos que juegan, a las largas noches de primavera soñando con un mundo azul, bañados de estrellas que cantan canciones de Batiato y recitan poemas de Withman

Declaro mi amor a los libros y letras, a los mundos soñados y expresados en palabras que duelen, porque el amor duele hasta que el corazón lo acepta….Entre las hojas de mis libros hay músicas infinitas que me aproximan a mi dios interno.

Declaro mi amor al verano y la horchata, al olor a madreselva y al canto de sirenas, a los versos más tristes de una noche insomne, a los que pueden y quieren; declaro mi amor  a la gente que amo….a tí que vives a dos centímetros de mis yemas y sabanas….

Declaro mi amor al amor verdadero…el que no paga peaje, el que no pide nada, el que siempre se alimenta del deseo, la carne, la palabra y la utopía . Declaro mi amor al desapego del amor…a la  independencia emocional de amarse a uno mismo, al querer sosteniendo tus propias emociones, liberándote de todos los miedo porque…

Amar es la misión más conmovedora que  convierte al ser humano en excepcional.

José Luis Fuentes Rodríguez

Coach personal &Organizacional

Quererte sin complejo: Coaching emocional para tiempos de búsqueda

Te quiero, te he querido y te querré”…cuanta veces he escuchado esto a lo largo de mi vida….”es que no puedo vivir sin él /ella…es que es mi vida”…..” Ya no soy nadie, se ha ido, me ha dejado”…..”qué hago ahora”…..”Lo era todo para mí”. .En mi consulta como coach, en mis clases, en la universidad…siempre terminamos hablando de….Dependencia emocional.

 

Me apetece compartir con vosotros lo que pienso al respecto:

El ser humano es emocional desde el momento de su nacimiento. Durante nueve meses vivimos en un estado de felicidad completa en el vientre de nuestra madre: nos alimentan, miman, nos dan calor, nutren, aportan sales y nuestros tejidos, músculos, órganos, van creciendo…Un día, cuando nuestro cuerpo está completado, alguien que no somos nosotros decide que debemos salir de ese estado de nirvana….Unas sutiles manos nos sacan de la bolsa amniótica y nos llevan a  la luz…¿Qué es lo primero que hacemos? Llorar, expresar una emoción. Esa primera emoción nos  lleva a la vida y salva de la muerte, porque el llanto oxigena los pulmones dejando de respirar por el cordón umbilical, y además esa emoción segrega una hormona llamada catecolamina, a la que bautizamos como la sustancia del enfado…Miedo a lo desconocido. Lo segundo que aprendemos en la vida es que necesitamos a los demás para sobrevivir: necesitamos a mamá para que nos de el pecho, necesitamos que nos vistan, que nos protejan, que nos acaricien…Y con el llanto controlamos nuestras emociones. Nuestra segunda lección es que dependemos para subsistir. Y todo esto ocurre en un minuto y miedo desde que llegamos a la vida….Me pregunto…Si el ser humano evoluciona psicológicamente hacia la madurez…Porqué seguimos toda la vida aferrados al miedo y a la dependencia….será el vestigio de nuestro niño interior.

 

Podemos cambiar este camino, cambio de rumbo, sólo debemos encontrar el equilibrio interno para queremos lo suficiente como para protegernos. Tú eres tu guía interna, tu fiel guardián, tu amigo mas valorado. Tu has vencido numerosas batallas, enfermedades, carencias, duelos, adversidades y has salido victorioso/a…¿Porqué ahora no haces lo mismo con  tu felicidad?.

 

No renuncies a quererte, a valorarte, a madurar en soledad…Miedo a encontrarte contigo mismo….como cuando eras un bebé…Muchos clientes que llegan a mi consulta vienen en pañales, con el chupe y el sonajero, (es una metáfora)…Han dejado de creer en ellos, en valorarse desde lo que son, no lo que tienen.. Muchos han renunciado a ser ellos mismos, nunca se ha tomado un café solo o han ido solo al cine, a dar un paseo en compañía de sus pensamientos. La soledad bien avenida, la ausencia de los demás por el reencuentro contigo mismo: Nacemos y morimos solos, en un acto de humildad sin precedentes….El amor con apego puede convertirse en dependencia.

 

Cuando en una relación de  pareja o amistad entregamos y damos generosamente todo nuestra energía, estamos regalando TODO  nuestro ser… A veces nos quedamos vacíos…. y  nos ponemos a mendigar el amor….”Quiéreme un poquito”…”Oiga por favor…me da su cariño”…”Ains…estoy solito, compadécete de mí”….Y nos vamos a mendigar a la puerta de nuestra alcoba, a las charlas entre compañeros de trabajo a ver si alguno me da su afecto, a las tertulias de amigos donde seguro que alguien se acerca a mí, si no, ya me encargaré yo de hacerlo, a una discoteca….Da igual. Buscamos que nos surtan de energía porque la nuestra la hemos entregado,…Llegamos a ser tan ilusos que creemos que somos un apéndice de la otra persona, que no somos nadie sin ella…. ¿En qué momento te abandonaste, dejaste de ser tu para ser la otra  persona a imagen de él/ella?

 

No culpabilices…Responsabilízate de tus acciones….Nadie te obligó a entregar con tanto altruismo tu vida….Lo bueno…que es muy fácil recuperarla…Crea tu proyecto personal, recupera poco a poco tu energía…Sólo con que te pares cinco minutos de tu vida al día a pensar en lo que eres…El progreso es mágico…Vas volviendo a recuperar tu energía, a encontrar de nuevo tu sendero…Sin ataduras, sin dependencias….El amor es un proyecto en el que personas establecen vínculos afectivos…Pero no defectivos…Amar no es un cheque en blanco….Amar no es la antesala de dejar de “ser yo”….Quiérete tanto que siempre guardes para ti un trozo del pastel…guarda calorías emociónales para momentos de carestía.

 

Y si en este camino, en el encuentro con tu sendero hay cambio de rumbo, cruza tu camino de baldosas amarillas con los zapatos limpios, con el alma abierta a lo que te depare tu  vida. Desde tu “aquí y ahora” podrás escalar montañas, cruzar océanos, ver puestas de sol en cualquier remoto lugar..Acompáñate, merece la pena el viaje de tu razón a tu emoción…Abre los ojos a tu corazón …

 

¿Aceptas el reto de la autodepencia emocional?

 

José Luis Fuentes

Coach personal

www.emocionesparaelcoaching.com